Sí la estrategia es tan importante ¿Por qué no la tienes estructurada?

El pensamiento estratégico y la estructura son dos componentes fundamentales del liderazgo, pero muchos lideres aún no tienen tiempo para pensar estratégicamente y estructurar el camino.
 
Existen dos principales razones, primero: las jornadas extensas y fijarse al escritorio por largas horas no promueve la innovación ni la creatividad, hay que salir y relacionarse. Segundo: Todos estamos en un frenesí loco diciendo todo el tiempo que están ocupados.
 
Empecemos por reconocer que el pensamiento estratégico y la planeación no requieren de periodos de tiempo largos, pero si requieren de periodos de tiempo cortos, constantes y precisos. Es tiempo valioso para analizar y decidir que se ejecutara, que se aplazará y que se subcontratará, etc. 
 
Por favor, dejemos a un lado la expresión "Estoy Ocupado" y no sigamos creyendo que ocupado es igual a estar haciendo lo que es realmente importante. 

La mayoría de los líderes quisieran dedicar más tiempo a la estrategia o al pensamiento estratégico, pero tienen muchas excusas. En varias encuestas a líderes y emprendedores se afirma que el pensamiento estratégico es fundamental en el éxito.

Otra encuesta afirma muchos líderes y emprendedores no tienen tiempo para pensar estratégicamente pues están repletos de correos y reuniones virtuales, y aún más en plena pandemia. 

Bueno, por lo menos sabemos que somos los dueños de nuestras decisiones y prioridades. Pero, ¿A qué se debe tal desalineación entre los objetivos declarados y las acciones? 

Existe una larga presión en afirmar que poner más tiempo es igual a mayor esfuerzo y por ende mejores resultados. Pero, no siempre funciona así. Investigaciones dicen que las personas que trabajan más de 50 horas a la semana generalmente ganan un 6% más que sus colegas empleados y muchas lo hacen sin recibir más dinero 🙀, pero esto no asegura productividad ni los resultados.

John Pencavel de Stanford University en su artículo "The Productivity of Working Hours" Afirma que trabajar largas horas esta conectado con absentismo y renuncias. 

Esto es un problema tan común que se ha disparado aun más en la pandemia. Incluso existe un sitio web completo dedicado a la fatiga en en el Centro de Prevención y Control de Enfermedades.

También John Pencavel de Stanford University en su articulo "The Productivity of Working Hours"  afirma que tener momentos de descaso y caminas cortas (Pausas activas) es un catalizador de la creatividad. Al igual que mantener reuniones cortas periódicas para ver temas estratégicos y tomar decisiones en tiempo real.

Además, es importante dejar de pensar que estar ocupado es sinónimo de status social. Al decir que estamos ocupados trabajando todo el tiempo, estamos sugiriendo implícitamente que deben buscarnos como si fuéramos la y eso, lo único que hará es alejar a los demás. 

Si te interesa puedes encontrar 10 tendencias de marketing que tomaron fuerza gracias a la pandemia. Un artículo que te mostrará distintos caminos para planear tu estrategia de mercadeo y ventas. 

Artículos relacionados:

Sebastián Quintana

    Entradas recientes

    Categorías

    Ver todo